Durante los últimos años del siglo pasado, los métodos de reproducción asistida salieron a la luz para dar esperanza a muchas mujeres y parejas para convertirse en padres. Desde entonces, se han ido perfeccionando para aumentar las tasas de éxito no sólo en países de primer mundo, sino también en los de vías de desarrollo como México. La inseminación artificial es uno de esos métodos que con el paso del tiempo, han brindado la dicha de convertirse en mamás a mujeres con algunos casos de infertilidad y a hombres que presentan cuadros que no les permiten ayudar a concebir el embarazo a su pareja.

La planificación familiar es una decisión que la mayoría de las parejas deciden hacer de acuerdo a las circunstancias que la rodean. Es por ello que antes o después de tener uno o más bebés en casa, recurren al uso de métodos anticonceptivos para determinar el tiempo y el número de hijos que desean tener. En el caso de la salpingoclasia o ligadura de trompas, se trata de un método definitivo debido a que su efectividad es mayor al 99%; sin embargo, dependiendo tu caso existen alternativas para revertir esa operación en una clínica de fertilidad.

Los métodos o técnicas de reproducción asistida se clasifican en dos grandes categorías: alta y baja complejidad. En el caso de la inseminación artificial, se trata de uno de baja complejidad que ha ayudado a miles de mujeres y parejas en el mundo a concebir el embarazo. Continúa leyendo este artículo para que descubras todo lo relacionado con este procedimiento y te sientas con la seguridad y la libertad de acudir a una clínica de fertilidad en caso de que tú o tu pareja presenten algún cuadro de infertilidad.

En la actualidad muchas mujeres en el mundo han decidido que la maternidad no es una de sus metas a corto o mediano plazo. Esta tendencia es algo que cada vez se puede ver más, no sólo en países de primer mundo, sino en el resto del planeta. Sin embargo, existe un factor que debes tomar en cuenta: tu edad. Científicamente está comprobado que después de los 25 años tu reserva ovárica no será la misma, ni tampoco tus óvulos serán de la misma calidad.

La infertilidad es una condición que afecta en promedio a una de cada seis parejas. Los factores pueden ser distintos como: enfermedades, problemas en la matriz, la producción de espermatozoides, etc., y por lo tanto pueden provenir de cualquiera de los dos miembros. Afortunadamente los avances científicos han logrado que existan alternativas para la mayoría de los casos, por eso en esta ocasión te mostramos los precios y tratamientos que generalmente ofrecen las clínicas de fertilidad.

La inseminación artificial o intrauterina es una técnica de reproducción asistida que se caracteriza por tener un proceso sencillo y sin dolor, el cual ha permitido a millones de mujeres alrededor del mundo a lograr el embarazo deseado. En este artículo te platicaremos más sobre esta técnica que se caracteriza por ser un proceso cuyo costo es accesible si se compara con otras opciones de reproducción asistida.

La planificación familiar permite a las parejas tomar medidas para determinar el número de hijos que desean tener y en cuanto tiempo. Por este motivo, algunas mujeres toman la decisión de someterse a una salpingoclasia u operación de ligadura de trompas, con el fin de evitar embarazos futuros; sin embargo, pueden presentarse circunstancias que las hagan cambiar de opinión respecto al tema.

Una de las características por la que las técnicas de reproducción asistida han ganado popularidad es porque algunas de ellas abren la posibilidad de elegir el sexo del bebé. La inseminación artificial entra en esa categoría, así que si te encuentras en la búsqueda de tener un hijo pero por algún motivo no has tenido la oportunidad, o simplemente tienes el deseo de que el siguiente de los miembros de tu familia sea un niño o una niña, continúa leyendo para que sepas más sobre las posibilidades para lograrlo.

El uso de tratamientos de fertilidad además de cumplir el sueño de ser mamás de muchas mujeres, también ha aumentado la probabilidad de nacimientos múltiples en las parejas que tienen el deseo de ser padres. Si tu deseo es concebir gemelos y todavía tienes algunas dudas respecto al tema, te invitamos a que continúes leyendo este artículo donde te explicaremos que hoy en día los embarazos así son más comunes de lo que imaginas gracias a los tratamientos que se ofrecen en una clínica de fertilidad.

La concepción es un proceso que, en palabras sencillas, consiste en que el esperma del hombre se combine con el óvulo de alguna mujer para dar paso a un embarazo. Por otra parte, la infertilidad surge cuando intervienen factores que impiden la realización de dicho proceso y en el caso de la infertilidad masculina representan una tercera parte. Sin embargo, hoy en día existen alternativas que pueden tratar con este tipo de diagnósticos y lograr los resultados esperados.

Los diferentes tratamientos de fertilidad y técnicas de reproducción asistida se orientan a todos aquellos que buscan lograr un embarazo; sin embargo, el deseo de ser madre y formar una familia no se limita a dos personas del sexo opuesto o a una sola persona (en el caso de las madres solteras por decisión). Es por eso que hoy en día existen métodos como ROPA, o también llamado maternidad compartida en el que dos mujeres se pueden someter al tratamiento y participar las dos.

Actualmente, las causas de infertilidad tanto en hombres como en mujeres tienen numerosas causas. De hecho, el ser humano, por naturaleza tiene dificultades para reproducirse aún cuando se encuentra en condiciones para procrear. Afortunadamente la investigación sobre este tema ha ido avanzando a lo largo de los años y ha logrado implementar técnicas y tratamientos para tratar la infertilidad. Uno de los más populares es la inseminación artificial o intrauterina..

La elección de una clínica de fertilidad no es un proceso sencillo. En ocasiones, entendemos que es la última opción después de un largo proceso de estudios y análisis para saber si tú o tu pareja presentan un caso de infertilidad. En otras, puede ser la primera, dependiendo el grado de información con el que cuentes. Cualquiera que sea la razón para acudir a alguna, es necesario que analices ciertos factores para que te sientas segura durante todo el proceso para lograr un embarazo.